Maní, mucha venta y poco consumo | La Nación

Compartimos el artículo publicado ayer 26 de noviembre de 2017 en el diario La Nación.

Maní, mucha venta y poco consumo

La Argentina se posicionó como el principal exportador mundial de este fruto

DOMINGO 26 DE NOVIEMBRE DE 2017
Carlos Manzoni

LA NACION
Foto: Pablo Bernasconi

200 gramos

Consumo per cápita de maní

La Argentina es el principal exportador de maní en el mundo: en 2016 hubo ventas al exterior por la suma de US$ 800 millones. Pero no ocupa el mismo puesto en el ranking en lo que respecta al consumo de este producto: en el país se comen por año sólo 200 gramos per cápita; muy lejos de los 4 kilos que se consumen en China y en Estados Unidos.

Según el Departamento de Información Agroeconómica de la Bolsa de Cereales de Córdoba, para este año la estimación de producción en caja asciende a 1,1 millones de toneladas, un 32% superior a la del ciclo pasado, aun pese a las 9600 hectáreas anegadas. De acuerdo con el análisis de especialistas del INTA, el aumento en los rindes se debe principalmente al clima y a las innovaciones tecnológicas adoptadas por quienes trabajan en esta actividad.

La producción de maní en la Argentina es considerada una actividad que identifica a la economía regional. Está localizada principalmente en la zona centrosur-oeste de la provincia de Córdoba.

En años “malos”, como 2016, la producción puede estar en las 800.000 toneladas y en los años “buenos” puede rondar los 1,2 millones de toneladas. Dos datos sobresalientes: el 80% del fruto seco se exporta y el 95% de lo que se vende lleva valor agregado.

Actualmente, las principales empresas que se encargan de la distribución y exportación del producto desde la Argentina son: Olega, Aceitera General Deheza (AGD), Prodeman y Newsan.

Maní es una palabra de origen taíno y es el nombre que predomina en algunos países de habla hispana para la denominación tanto de la planta como de su fruto y su semilla. La denominación maní también puede provenir del idioma guaraní, en el que este fruto se denomina manduví. Se siembra a finales de primavera y se recolecta a finales de otoño.

Fuente: La Nación